Menú
Catálogo
  • Inicio
  • Blog
  • ¿A qué nos referimos cuando hablamos de la estufa rusa?

¿A qué nos referimos cuando hablamos de la estufa rusa?

Se dice que la estufa rusa apareció en el siglo XV, convirtiéndose hasta la época en un elemento clave en la vida de los rusos. Y es que con las olas de frío siberiano era necesario crear un dispositivo que facilitase el día a día. Así nació la estufa de calefacción y cocción a base de leña.

De VladimirZhV - Trabajo propio, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=9590115

Estufa rusa (De VladimirZhV - Trabajo propio, Dominio público, https://commons.wikimedia.org/w/index.php?curid=9590115)

En el territorio ruso abunda la madera de pino y abedul, por lo que las estufas de leña se hicieron imprescindibles a la vez que suponían un ahorro de energía y apenas suponían gastos, ya que no solo podían cocinar y calentar, sino que construían las camas encima de la estufa para aprovechar el calor que desprendían. Además, podían calentar casas de hasta 110 m3 y con una sola carga de leña su acción calefactora duraba unas 6 horas.

Paisaje siberiano en invierno

Paisaje siberiano en invierno

En la actualidad, los materiales de construcción de las estufas han cambiado, así como el diseño y su tecnología.  No obstante, siguen estando presentes en las casas de los rusos, especialmente en las casas de campo y de los pueblos. Por ello, no es de extrañar que empresas como Termofor se dediquen a la modernización e innovación en el ámbito de las estufas de leña rusas ofreciendo al mercado no solo ruso, sino también internacional, modelos de calidad que permiten, al igual que las entufas de antaño, permiten calentar y cocinar al mismo tiempo.